Dani, una brasileña guapa y elegante

sorteo 100 euros para gastar en una lumi

Amante2017

Miembro en practicas
Usuario
Aprovechando que la volví a ver recientemente anunciada en almeriax, aquí os transcribo una experiencia que tuve con esta hermosura hace año y medio ya... Fue mi estreno con el griego ;-)

NOMBRE DE LA CHICA: Dani
NACIONALIDAD: Brasileña
DIRECCIÓN Aprox. por discreción: Una travesía del Paseo de Almería.
TELÉFONO CONTACTO: 645858819.
TARIFAS APLICADAS: Esto fue lo que me dijo por whatsapp: a partir de 30 minutos 60 €, 40 minutos 80 €, y una hora 120 €; el suplemento de griego es 30 €. A mí, al parecer, "me perdonó" 10 €, pues me cobró 80 € por media hora.
ESTADO DE LAS INSTALACIONES: El piso es luminoso, amplio, reformado, precioso... aunque el edificio es bien viejo. La habitación suficientemente amplia, con aire acondicionado, una cama doble resultado de la unión de dos individuales, pero a diferencia de en otros sitios, no hizo la "cutrada" de poner una sábana limpia delante mía, sino que la cama ya estaba preparada con varios cojines supercómodos...
ATENCION TELEF. RECEPCION Y DESPEDIDA: Correcta, por whatsapp. Es muy profesional, no da trato de novia pero tampoco es fría.
SERVICIOS OFRECIDOS: Todos
SERVICIOS REALES: Todos
FOTOS:
img-20180906-wa0019.jpg
img-20180906-wa0015.jpg
img-20180909-wa0005.jpg

EXPERIENCIA:
Al llegar me quedó claro que Dani iba a ser mi "profesora de griego". Por fin hacía realidad una de mis ensoñaciones eróticas (me falta la del travesti muy femenino... uuff... esa es dura). Venía duchado, aunque con el calor que sigue haciendo por aquí (mes de septiembre), y las prisas que me di para no llegar tarde (complicado el aparcamiento en el centro, como ya sabréis), no debí aparentar tanta limpieza. Cometí el error de no ducharme... me limité a lavarme las manos a sugerencia suya (curioso...)... pero cuando solicité el francés sin, tuve que salir de nuevo al baño a lavarme bien la pollita.

Hubo una situación kafkiana por carecer Dani de cambio de 100 €... así que al final, me quedó a deber un par (¡se los perdono!). La experiencia tampoco debió llegar a la media hora, pero me di por satisfecho. Tras unos besos y algo de lengua (morreo, propiamente, no hubo), comenzamos con un francés, que no pudo ser 69, como ya he explicado más arriba. Algún chupeteo a sus tetas... Es una chica tranquila, pausada, no le gustan las prisas. Para prepararnos para la penetración anal me indica que empecemos con una normal a 4 patas. Me coloca el profiláctico con la boca, despacio, con estilo (es que es muy estilosa... una auténtica "escort"). Ella de espaldas, mostrando ese cuerpazo, ese culazo... esos tatuajes... parecía una obra de arte a la que se podía follar... Me fui animando (porque con tanta limpieza, paseos al baño y demás explicaciones, se me ponía flojoide por momentos...), la polla se fue recomponiendo, y le dí unas sacudidas al culo que habrían sido mi perdición si no hubiera bajado el ritmo a tiempo. Al poco, y tras hábilmente echar lubricante en su ano, comenzó despacio, pero segura, la penetración anal... ella siempre dirigiendo. Wow... qué sensaciones, qué canal más estrecho... La punta de mi polla era feliz notando la entrada, y eso que iba enfundada (¡claro!)... me pedía que fuera delicado... lo fui al máximo... pero esos gemidos, esa mezcla de sonidos placenteros y quizás algo incómodos por sentir mi miembro en su recto... me excitaban un montón. Hubiera querido probar otras posturas, disfrutar más de su cuerpo, follarla hasta que se corriera... muy abrazados... pero no podía aguantar más, y esta penetración se merecía un final feliz. Así que le dije, con la voz apagada, que me iba a correr, y ella empezó a susurrarme algo que no entendía, quizás en su lengua... mientras continué empujando, hasta cierto punto contenido... Y así, despacio, sintiendo su cuerpo, acariciando sus pezones erectos, besando sus tatuajes, su cuello... llegué a un orgasmo casi religioso...

Finalizamos charlando, tranquilamente, de muchas cosas, de su trabajo (así lo denomina ella, y hace bien), de su tierra, de la nuestra... y le sugerí que antes de que se fueran visitaran el Cabo de Gata, si querían llevarse una mejor impresión de nuestra tierra.
APARCAMIENTO: Al ser el centro de Almería, encontrar sitio depende de la hora.
PUNTUACIÓN MEDIA: 8
RECOMENDABLE: Es una opción muy buena para estrenarte en el griego con una tía buenorra; el trato no fue de novia, pero es recomendable, sin duda. Depende de lo que busques.
 

Ragnar1023

Novato
Usuario
Aprovechando que la volví a ver recientemente anunciada en almeriax, aquí os transcribo una experiencia que tuve con esta hermosura hace año y medio ya... Fue mi estreno con el griego ;-)

NOMBRE DE LA CHICA: Dani
NACIONALIDAD: Brasileña
DIRECCIÓN Aprox. por discreción: Una travesía del Paseo de Almería.
TELÉFONO CONTACTO: 645858819.
TARIFAS APLICADAS: Esto fue lo que me dijo por whatsapp: a partir de 30 minutos 60 €, 40 minutos 80 €, y una hora 120 €; el suplemento de griego es 30 €. A mí, al parecer, "me perdonó" 10 €, pues me cobró 80 € por media hora.
ESTADO DE LAS INSTALACIONES: El piso es luminoso, amplio, reformado, precioso... aunque el edificio es bien viejo. La habitación suficientemente amplia, con aire acondicionado, una cama doble resultado de la unión de dos individuales, pero a diferencia de en otros sitios, no hizo la "cutrada" de poner una sábana limpia delante mía, sino que la cama ya estaba preparada con varios cojines supercómodos...
ATENCION TELEF. RECEPCION Y DESPEDIDA: Correcta, por whatsapp. Es muy profesional, no da trato de novia pero tampoco es fría.
SERVICIOS OFRECIDOS: Todos
SERVICIOS REALES: Todos
FOTOS:
Ver el archivo adjunto 7675
Ver el archivo adjunto 7676
Ver el archivo adjunto 7677

EXPERIENCIA:
Al llegar me quedó claro que Dani iba a ser mi "profesora de griego". Por fin hacía realidad una de mis ensoñaciones eróticas (me falta la del travesti muy femenino... uuff... esa es dura). Venía duchado, aunque con el calor que sigue haciendo por aquí (mes de septiembre), y las prisas que me di para no llegar tarde (complicado el aparcamiento en el centro, como ya sabréis), no debí aparentar tanta limpieza. Cometí el error de no ducharme... me limité a lavarme las manos a sugerencia suya (curioso...)... pero cuando solicité el francés sin, tuve que salir de nuevo al baño a lavarme bien la pollita.

Hubo una situación kafkiana por carecer Dani de cambio de 100 €... así que al final, me quedó a deber un par (¡se los perdono!). La experiencia tampoco debió llegar a la media hora, pero me di por satisfecho. Tras unos besos y algo de lengua (morreo, propiamente, no hubo), comenzamos con un francés, que no pudo ser 69, como ya he explicado más arriba. Algún chupeteo a sus tetas... Es una chica tranquila, pausada, no le gustan las prisas. Para prepararnos para la penetración anal me indica que empecemos con una normal a 4 patas. Me coloca el profiláctico con la boca, despacio, con estilo (es que es muy estilosa... una auténtica "escort"). Ella de espaldas, mostrando ese cuerpazo, ese culazo... esos tatuajes... parecía una obra de arte a la que se podía follar... Me fui animando (porque con tanta limpieza, paseos al baño y demás explicaciones, se me ponía flojoide por momentos...), la polla se fue recomponiendo, y le dí unas sacudidas al culo que habrían sido mi perdición si no hubiera bajado el ritmo a tiempo. Al poco, y tras hábilmente echar lubricante en su ano, comenzó despacio, pero segura, la penetración anal... ella siempre dirigiendo. Wow... qué sensaciones, qué canal más estrecho... La punta de mi polla era feliz notando la entrada, y eso que iba enfundada (¡claro!)... me pedía que fuera delicado... lo fui al máximo... pero esos gemidos, esa mezcla de sonidos placenteros y quizás algo incómodos por sentir mi miembro en su recto... me excitaban un montón. Hubiera querido probar otras posturas, disfrutar más de su cuerpo, follarla hasta que se corriera... muy abrazados... pero no podía aguantar más, y esta penetración se merecía un final feliz. Así que le dije, con la voz apagada, que me iba a correr, y ella empezó a susurrarme algo que no entendía, quizás en su lengua... mientras continué empujando, hasta cierto punto contenido... Y así, despacio, sintiendo su cuerpo, acariciando sus pezones erectos, besando sus tatuajes, su cuello... llegué a un orgasmo casi religioso...

Finalizamos charlando, tranquilamente, de muchas cosas, de su trabajo (así lo denomina ella, y hace bien), de su tierra, de la nuestra... y le sugerí que antes de que se fueran visitaran el Cabo de Gata, si querían llevarse una mejor impresión de nuestra tierra.
APARCAMIENTO: Al ser el centro de Almería, encontrar sitio depende de la hora.
PUNTUACIÓN MEDIA: 8
RECOMENDABLE: Es una opción muy buena para estrenarte en el griego con una tía buenorra; el trato no fue de novia, pero es recomendable, sin duda. Depende de lo que busques.
No se supone que esta chica atiende en Roquetas? Se ha mudado a Almeria?
 
Arriba